martes, 13 de septiembre de 2011

Contigo...

Posar
-cual feliz mariposa-
mis labios en tus ojos.

Tomar,
entrelazar
tus dedos
con los míos,
llevar tu mano
en mi mano,
al caminar.

(Felicidad)

Beber
de tu deseo y el mío.

Poder entregarme a ti,
sin miedo y sin recelos.

Creer
en aquel,
en ese otro mundo,
lugar,
época,
vida,
donde te encontré
por primera vez.

Por amanecer,
abrazada a tu piel,
reencontrarme en tu risa,
compartir esta antigua
búsqueda y fe.

Por anochecer,
con tus caricias adheridas
en mi piel,
y dormir con la imagen de tus ojos,
donde -una vez-
posé
-cual feliz mariposa-
(al revolotear)
mis labios
muertos de sed.

DG.

1 comentario:

Lord_of_illusion dijo...

Me gusta leerte enamorada, eso es lo mas hermoso en ti, ese sentir pleno que dibujas piel adentro, la sensacion que plasmas, la palabra que viva recorre lentamente la pupila, haces que todo vibre y que el mundo se enamore... sin duda el amor entre tus palabras baila siempre una dulce y melodiosa tonada.

siempre un gusto leerte Dulcesina, hoy vine por que se te extraña...

que tengas un hermoso fin de semana lleno de duendecitos y de haditas